rallye

Sabotaje en el último Rallye de la Vendimia

Posted on Actualizado enn

capture-20131121-205606
Miguel Ángel Ponce, copiloto de Marín en el Rallye de la Vendimia de 2013.

Miguel Ángel Ponce es un extremeño residente en Londres que cada año sueña con volver a su tierra para participar en el Rallye de la Vendimia. Este año corría junto a José Miguel Marín, aunque el infortunio, y un presunto descuido por parte de los organizadores del evento, rompieron en mil pedazos las ilusiones de ambos pilotos.

La mañana del Rallye, cuando Marín y Ponce se acercaron al parking a recoger su coche para prepararse antes de la gran carrera, descubrieron que alguien había entrado por la noche y había cortado los frenos del coche y roto la luna delantera. Después de tan larga espera, correr el Vendimia fue imposible para ellos.

La noticia del sabotaje que sufrió su equipo en la pasada edición del Rallye de la Vendimia no trascendió a los medios de comunicación, ¿por qué cree que no se cubrió?

No sé por qué los medios no lo cubrieron. Quizás por lo complicado del tema, y el desconocimiento. El Motor Club de Almendralejo es una entidad con muchos años de historia y no se puede escribir en contra de ella a la ligera.

¿Cómo os habíais preparado para esa prueba?

Nos preparamos con mucho esfuerzo, ilusión, ganas, y dinero. Sacrificando muchas horas de nuestros días, y yo personalmente sacrificando mis vacaciones y el pasar tiempo con mi familia y amigos, a los que, si mal no recuerdo, no veía desde Mayo. En mis vacaciones no descansé, sino que trabajé, y mucho. Yo vengo de no montarme en un coche durante meses, de no correr un rallye desde hace un año, y en menos de una semana tengo que hacerlo todo. La presión que tengo que soportar es muy grande, porque si yo fallo el rallye se va a la mierda.

¿De qué forma transcurrieron los acontecimientos desde que se inscribieron en el Rallye?

Pues yo llegué el viernes de la semana anterior a España y el lunes nos pusimos manos a la obra: viendo vídeos, organizando los entrenamientos… Los días siguientes hasta el viernes serían de entrenar e intentar arreglar el fallo que el coche daba.

¿Qué sintieron, cuando al llegar el gran día, vieron el estado del coche?

Impotencia y dolor. Lo primero que pensé fue en todas esas horas (12-15) diarias que habíamos echado en la preparación de la prueba durante esa semana, y que todo eso había sido para nada. Sueños e ilusiones rotas.

¿Han emprendido acciones legales contra el club o contra la persona de la cual sospechan?

Desconozco como van las acciones legales y si estas se han emprendido. Por mi parte yo no he iniciado ninguna.

Cuando sucedió el sabotaje ustedes ya sospechaban de un individuo, ¿por qué? ¿Qué había ocurrido antes que os llevara a pensar que podría haber sido él?

Sospechábamos del mecánico de Marín en el Vendimia del año pasado porque ya había proferido repetidas amenazas a gente de su entorno en varias ocasiones.

Pasamos horas a la sombra esperando a poder levantar el coche de allí sin que nadie del MCA se preocupara de nosotros.

¿A qué se debían estas amenazas?

Lo que ocurrió fue que este hombre le presupuestó el coche en el vendimia de 2012 por un precio que luego, al presentarle la factura, le dobló. Marín se negó a pagar esa demasía injustificada y ahí comenzó todo.

¿Denunciaron esas amenazas antes de este último Rallye?

Dichas amenazas se las hizo saber Marín tanto al presidente de la FExA, como al secretario general del Rallye. Ninguna medida fue tomada para solucionarlo.

descarga

Si las agresiones al coche sucedieron en el parking cerrado, ¿cómo actuó Motor Club de Almendralejo tras conocer lo sucedido?

La reacción del MCA fue la de no cuidar mucho, por no decir nada, de nosotros. Pasamos horas a la sombra esperando a poder levantar el coche de allí sin que nadie del MCA se preocupara de nosotros.

¿Qué fue lo que más os dolió el pésimo trato recibido por parte de la organización o las horas perdidas de entrenamientos?

El Motor Club de Almendralejo es una entidad con muchos años de historia y no se puede escribir en contra de ella a la ligera.

Lo que más nos dolió fue el trato de la organización. La pérdida de los esfuerzos era ya algo irrecuperable.

En el foro donde informáis de este problema has dicho estas palabras: “Esa gente de la que hablo espero que pronto recoja el testigo de un rallye que cada vez más me da la sensación de que vive de las rentas de lo que en un tiempo pasado fue. Porque el pasado es PASADO”. ¿A qué te refieres?

Pues que en el MCA hay mucha gente joven con ganas de innovar y hacer las cosas de otra manera. Juan Pardo es un gran organizador de pruebas de rallye. Perfeccionista y serio. Pero considero que su etapa ya terminó, que se ha quedado en el pasado (no en vano el hombre tiene ya sus buenos años…). Pienso que tiene que tomar el mando una persona mas joven, con ideas y mentalidad de los años 2010. Juan podría seguir como consejero de esta nueva “tripulación”. Es una persona sabia y con mucha idea de cómo hacer esto. El rallye de la vendimia vive de las rentas de cuando fue puntuable para el nacional de asfalto, y de todos los años de solera que tiene. Pero salvo estos dos últimos años en los que el formato cambió algo y se introdujeron nuevos tramos. El rallye era una repetición del anterior cada año, siempre Feria, Jaime Ozores, Valle de Santa Ana por la mañana, y Culebrín, Hoya y Tarra, y Montemolín por la tarde. El prestigio del vendimia seguía por lo que había sido.

Realmente, ¿qué significa para vosotros el Rallye de la Vendimia?

Para nosotros el Vendimia es el rallye que no podemos quedarnos sin correr. Es NUESTRO rallye. Para un fan extremeño de rallyes, y mas del sur, correr el vendimia es conseguir un sueño, algo inexplicable. Yo quedé 6º el año pasado con un coche muy modesto. Esto será algo que le cuente a mis hijos y a mis nietos. Si el año que viene corro todos los rallyes menos el vendimia no estaré feliz. El vendimia es el vendimia.

¿Volveréis el próximo año?

Marín correrá si Dios quiere toda la temporada. Yo con suerte correré el Vendimia si alguien necesita un copiloto. Marín buscará un copiloto para hacer toda la temporada con él. Les deseo lo mejor, y ojalá la vida me de la oportunidad de correr un vendimia con él.

Y lo más importante, ¿crees que este hecho ha desprestigiado la imagen de un Rallye de los más importantes de Extremadura?

Sin duda lo ha hecho. Esto va a ser muy recordado. Creo que ha sentado un antes y un después. Los participantes ahora saben que les puede pasar algo a su coche. Solo espero que las organizaciones hayan aprendido de ello para que esto no le pase a nadie más.